TIEMPO EN ALTO PARANÁ

Denuncian que jueza de ejecución protege a un padre ya condenado

David Molinas Frutos, empresario que no paga la pensión a su hija.

Graves irregularidades cometidas por la jueza penal de ejecución del tercer turno, Fabiola Noemí Galeano Sanabria, fueron denunciadas por la madre de una niña abandonada por su progenitor, en el marco de una causa en la que fue condenado a dos años con suspensión de la ejecución de la condena. El denunciado y condenado sería gerente de la Posada Turística “Bora Bora”, situada en la isla Corateí, departamento de Misiones. Se trata de David Molinas Frutos, quien tiene la obligación de pagar la deuda fraccionada, además del estricto cumplimiento a la prestación legal alimentaria dictada en su momento por la jueza de la jueza de la niñez, Graciela Ovelar.

Molinas Frutos, cuya ejecución de condena quedó a cargo de la jueza Fabiola Galeano, quien pasó a convertirse en su férrea defensora, ya que hasta la fecha omite el cumplimiento de la sentencia definitiva nº 168 del 27 de diciembre de 2022, que lo condenaba a dos años de cárcel con suspensión por el plazo de tres años, según la denuncia de la niña abandonada.

La magistrada de la niñez no hizo lugar en su momento a la disminución de la cuota mensual de su hija menor, solicitada por el irresponsable condenado y también fue obligado por sentencia definitiva nº 75 del 13 de marzo del corriente, a la manutención general de su hija. Por derecho, los padres del condenado, propietarios del salón de eventos “Florida” del Paraná Country Club y varios edificios ubicados en la zona comercial del citado barrio cerrado, son corresponsables del cumplimiento.

La condena de primera instancia quedó firme el 11 de abril del año pasado, quedando a cargo de la jueza de ejecución Fabiola Galeano establecer el plazo de cómputo y la suspensión a prueba, según mandamientos de rigor. La magistrada Galeano no registró los incumplimientos del condenado, cuya medida ya debió ser revocada y remitido a prisión para el cumplimiento de la pena.

Galeano, según las sospechas, estaría incurriendo en mal desempeño de funciones al proteger abiertamente al condenado Molinas Frutos. Según el histórico de hechos, la fiscal Denice Duarte ya solicitó la revocatoria de la suspensión, pero la audiencia fue suspendida a pedido del condenado en dos ocasiones.

Galeano Sanabria, en connivencia con el “empresario”, no da trámite al pedido de revocatoria y se convierte en defensora de Molinas Frutos, en perjuicio de la niña, hija del condenado, violentada en todos sus derechos fundamentales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COTIZACIÓN DEL DÓLAR

USD1
Estados Unidos Dólar. USA
=
7.575,95
PYG +0,01%
0,92
EUR –0,11%
5,66
BRL +0,04%
928,03
ARS +0,02%
40,20
UYU 0,00%