TIEMPO EN ALTO PARANÁ

Irregularidades, nepotismo y deslealtad a los intereses del Parque Tecnológico Itaipú

La actual administración del Parque Tecnológico Itaipú (PTI), dirigida por el Ing. José Antonio Bogarín, presenta una serie de irregularidades que puede comprobarse por las medidas adoptadas por el directorio. Inicialmente, nombró como directora técnica a   Judith Pavón Mendoza de Viana, esposa del brasileño Sidney Da Silva Viana, que también en el nuevo organigrama fue designado como coordinador del centro de Tecnología para Operaciones de Centrales Hidroeléctricas del PTI-Py.


“Organigrama” de los que hoy manejan el PTI-Py, en el que resaltan el nepotismo y otras irregularidades.

Este nuevo organismo reemplaza al centro de innovación en ingeniería de computación que es el que manejaba el mayor presupuesto del Parque, que fuera administrado con muchas desprolijidades y al arbitrio de los actuales mandamases, adquiriendo en ejercicios pasados sistemas operativos de software en forma directa y amañada, sin recurrir a licitaciones. Además, se hicieron contrataciones de supuestos consultores, también en forma directa y dudosa. Todas estas adquisiciones y contrataciones fueron de sumas siderales en dólares. De hecho, Bogarín, quien entró en Itaipú en el periodo de Fernando Lugo, fue acrecentando su influencia a través del manejo de grandes intereses económicos, a través de la Superintendencia de Informática de la Binacional, para lo cual ya se utilizaba al PTI en este cometido.

Indudablemente, este carnaval tenía todo el organigrama para que se continúe haciendo grandes contrataciones. Y la nominación de Judith Pavón de Viana estuvo directamente en contravención con la ley, puesto que en este caso se viola la ley del nepotismo, en la que crearon las condiciones de manera que la pareja (DT- Coordinador) pueda seguir adquiriendo y contratando en forma directa y amañada los bienes y servicios para Itaipú y el Parque Tecnológico.

El triángulo se completa, puesto que uno de los miembros del consejo de administración del PTI, Ricardo Luis Brunelli, es familiar de Judith Pavón, a quien, de directora técnica del PTI, al descubrirse el triple parentesco, le inventaron la función de coordinadora de gobernanza corporativa, es decir, con superpoderes.

NUEVA ORGANIZACIÓN

Se menciona que Judith Pavón y José Bogarín están preparando un nuevo esquema de organización para satisfacer intereses de sectores bien identificados y cuya finalidad tendría fines económicos en los servicios que pueda ejecutar el Parque, de manera que se puedan disponer de “fondos” por los servicios y por la compra de bienes, cuyo control estará a disposición y al arbitrio de los actuales ejecutivos, de parientes y amigos. Hay que señalar que la Itaipú tiene procesos más rígidos y a través del PTI, por ello, se ejecutan muchos proyectos.

Observan desde el Parque Tecnológico que la nueva organización que se está armando va contra los intereses del país, puesto que en absoluto está alineado a la política estratégica del Gobierno, considerando que se necesita apuntalar y afianzar la generación de mano de obra a través de pequeñas y medianas empresas, de incubación de empresas tecnológicas innovadoras y la implementación de tecnologías en el campo, para apoyar al área más vulnerable del Estado, que es la agricultura familiar campesina de pequeña producción. Sin embargo, estos dos centros están siendo relegados, por no decir eliminados, desviándose de la misión de trabajar en el desarrollo del país, aplicando tecnologías innovadoras para mejorar la calidad y optimizar la producción, como se está haciendo en el PTI-Brasil.

Se menciona también que la administración de José Bogarín está desvinculando a muchos funcionarios calificados del PTI y continúa amenazando con despedir a varios más.

EN EL PTI DEL BRASIL

Paradójicamente, el Parque Tecnológico del Brasil, de la misma dependencia de Itaipú, tiene más del triple de funcionarios, con un presupuesto cuadruplicado en relación al PTI Paraguay, sin embargo, con estos recortes en la margen derecha se está favoreciendo más los intereses del país vecino.

La compra en forma directa, sin licitaciones de software e implantación del sistema SAP fue uno de los puntos llamativos, y posteriormente “se inventó” la contratación de consultores amigos y servicios tercerizados, por valores exorbitantes.

Por cuatro adquisiciones de software se desembolsó la suma de G. 47.000.000.000, y el pago a consultores y servicios tercerizados amigos s/licitación fue de G. 31.000.000.000. Cómo se observa, en el periodo anterior manejaron alrededor de 12 millones de dólares, de forma dudosa y contratando de manera directa a “amigos” y empresas que proveyeron diversos tipos de productos informáticos.

DESCONFIANZA

Hay desconfianza en que este trío nepotista (Judith de Viana- Sidney Viana, Ricardo Brunelli y Bogarín) maneje a su antojo de vuelta rubros multimillonarios de Itaipú. Trascendió que estas irregularidades ya habían llegado a oídos del director general paraguayo de la Binacional, Ernest Bergen, quien no estaría conforme con la actual situación.

Para peor, el directorio del PTI paralizó y nadie escucha nada de nuevos proyectos de innovación, la asociación con la academia y la industria, atraer a las corporaciones para alianzas tecnológicas. Es más, se indicó que durante tres meses no se daría ninguna información pública de la entidad, lo cual genera más dudas e incertidumbre sobre lo que ocurre actualmente, considerando que el Parque dejó huellas importantes en el país en administraciones anteriores. Desde que asumió el actual Gobierno, ni un solo proyecto se inauguró, más bien se pasó cambiando directores cada ocho meses.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COTIZACIÓN DEL DÓLAR

USD1
Estados Unidos Dólar. USA
=
7.453,51
PYG –0,52%
0,92
EUR +0,05%
5,10
BRL –0,05%
881,60
ARS –0,45%
38,80
UYU +0,66%